La historia, deshuesada con pérfida intención
La gobernanza, monopolizada
la cruz en la fachada, hipócrita ilusión
cultura y tradición, adoctrinadas
para seguir igual.

La sangre derramada, la reconciliación
y la solapa llena de medallas
La mente, lacerada, olvido y represión
la misera traición, enmascarada
para seguir igual.

Ya no sentimos dolor, ya nada ofende
y todo nos parece bien
Si sopla el viento a favor, nada sorprende
y todo nos parece bien,
Con el amparo de Dios, se sobrentiende
y todo nos parece bien

Insigne la cruzada, extinta la escisión
la mansedumbre está garantizada
dejando en la estacada el sueño y la intuición
la conmiseración ¡qué bufonada!
para seguir igual.

(Rosendo Mercado "¡Qué bufonada!")